Ensayo falsos positivos

6 465 vues

Publié le

Publié dans : Voyages, Actualités & Politique
0 commentaire
1 j’aime
Statistiques
Remarques
  • Soyez le premier à commenter

Aucun téléchargement
Vues
Nombre de vues
6 465
Sur SlideShare
0
Issues des intégrations
0
Intégrations
52
Actions
Partages
0
Téléchargements
54
Commentaires
0
J’aime
1
Intégrations 0
Aucune incorporation

Aucune remarque pour cette diapositive

Ensayo falsos positivos

  1. 1. ENSAYO FALSOS POSITIVOS<br />POR: Camilo Londoño López<br />CORREO ELECTRONICO: k.milo_92@hotmail.com<br />Estudiante facultad de Derecho y ciencias políticas<br />Universidad de Antioquia<br />“con la misma intensidad que desde el poder se trató de minimizar estos crímenes, ahora se debe reconocer y sancionar con todo el peso de la ley a los autores, tanto materiales como intelectuales. Ésta es una barbarie que no puede suceder en una democracia como la colombiana”<br />Gustavo Petro<br />El propósito de este ensayo acerca de los falsos positivos en Colombia es demostrar la culpabilidad y la impunidad de las fuerzas militares en los diferentes casos que a partir del año 2008 empezaron a salir a la luz pública. <br />Los falsos positivos son asesinatos de civiles inocentes, por parte de las fuerzas militares, para presentarlos como bajas en combate. En el Derecho Internacional Humanitario, a los falsos positivos, se les conoce como ejecuciones extrajudiciales.<br />En el año 2008 se conoció el caso de la desaparición de varios jóvenes de Soacha, Cundinamarca. Jóvenes desempleados que fueron reclutados y meses después encontrados por sus familiares como guerrilleros dados de baja en combate, los cuerpos fueron encontrados en Ocaña, Norte de Santander, “ciudad distante unos 550 kilómetros de la capital de la republica” CITATION GAR08 l 9226 (1). Después de ocurrido el caso, el comandante de las fuerzas militares, general Freddy Padilla dijo: “la investigación será a fondo para que se llegue a la verdad, y descarto que se trate de un falso positivo” CITATION GAR08 l 9226 (1). Este es apenas uno de los más de 1000 casos de falsos positivos ocurridos en Colombia. <br />Aparte de las investigaciones de la fiscalía y la procuraduría, estos casos también los investigan la unidad de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario, y la ONU (Organización de las Naciones Unidas). Precisamente, “la investigación de la ONU, arroja unos resultados que datan de 1800 asesinatos de civiles” CITATION FOR09 l 9226 (2) que son presentados como guerrilleros muertos en combate. El objetivo de estos asesinatos es el de mostrar resultados y cobrar las recompensas que ofrece la Directiva 029 del Ministerio de Defensa Nacional que pagaba hasta “3,8 millones de pesos por cabecillas y miembros de guerrillas” CITATION NAC05 l 9226 (3). Éste era el nivel al que pertenecían todos los falsos positivos presentados por las fuerzas militares como guerrilleros muertos en combate. A partir de esto, nos podríamos preguntar: ¿es posible que la política de seguridad democrática financiara el presupuesto para pagar estas recompensas? La respuesta a esta pregunta podría ser afirmativa, sabiendo que se subió el impuesto de guerra para financiar la supuesta seguridad, que iba a ser cobrada a cuenta de la muertes de civiles inocentes.<br />Aunque en el 2010 han bajado los casos de falsos positivos; especialmente en Antioquia uno de los departamentos más afectados por este tipo de delitos que cometen las fuerzas militares, las trabas en los procesos no los dejan avanzar, “especialmente por las prácticas dilatorias de los abogados de los uniformados y por las amenazas contra testigos y fiscales que llevan los procesos” CITATION www10 l 9226 (4), esto se demuestra en el 98,5% de impunidad en los casos de falsos positivos, esta cifra de impunidad la dio a conocer Philip Alston en un informe publicado tras su visita en junio de 2009 al país:<br />Aunque estos asesinatos no fueron cometidos como parte de una política oficial, encontré muchas unidades militares comprometidas con los llamados falsos positivos, en los cuales las víctimas eran asesinadas por militares, a menudo por beneficio o ganancia personal de los soldados. Además también dijo: generalmente las víctimas fueron atraídas bajo falsas promesas por un reclutador hasta una zona remota donde eran asesinadas por soldados, que informaban luego que habían muerto en combate. Agrego además: la actual tasa de impunidad en relación con presuntas ejecuciones por parte de las fuerzas de seguridad, que llega hasta el 98,5% según fuentes creíbles, es demasiado alta. CITATION EFE101 l 9226 (5)<br />Otro de los problemas en los procesos judiciales de los uniformados implicados en estos casos es la figura de vencimiento de términos, la justicia en la demora por definir si los casos los lleva la justicia militar o la ordinaria, se vencen los términos y los militares implicados en estos delitos quedan libres aumentando la impunidad en estos casos.<br />CONCLUSIONES<br />615954743450Esta comprobado jurídicamente que las fuerzas militares si tuvieron participación en los más de 1800 casos de falsos positivos; además, con la ayuda de grupos paramilitares que reclutaban campesinos para asesinarlos y después darlos al ejército para presentarlos como guerrilleros muertos en combate, así lo dijo el jefe paramilitar “Daniel Rendón Herrera, alias ‘Mario’, afirmo durante una audiencia en Bogotá que participó en operaciones que concluyeron en 180 falsos positivos en el Meta, con la colaboración de varios uniformados del ejercito” CITATION www101 l 9226 (6). Está es otra muestra de los vínculos que existen entre las fuerzas militares y los grupos de paramilitares, que en años anteriores se ha visto su coparticipación en diferentes masacres ejecutadas por paramilitares con ayuda del ejército nacional.<br />También se puede apreciar el alto índice de impunidad en la judicialización de estos casos, un 98,5% de impunidad en casos que deberían de ser resueltos más rápidamente y aplicar todo el rigor de la ley sobre los responsables, ya que son personas que protegen la comunidad y deben de dar ejemplo en su comportamiento.<br />Trabajos citados BIBLIOGRAPHY 1. GARCIA, Maria Isabel. www.rnw.nl. [En línea] 26 de septiembre de 2008. [Citado el: 21 de abril de 2011.] http://www.rnw.nl/espanol/article/desaparici%C3%B3n-y-muerte-de-19-j%C3%B3venes.2. FORTUÑO, Jaume. www.peaceobservatory.org. [En línea] 3 de noviembre de 2009. [Citado el: 21 de abril de 2011.] http://www.peaceobservatory.org/1056316102/como-hay-que-llamarle-a-un-asesinato-de-estado.3. NACIONAL, MINISTERIO DE DEFENSA. Directiva Ministeria permanente No 29. Bogota : s.n., 2005. pág. 4.4. VELEZ H., Isolda Maria. www.elcolombiano.com. [En línea] 14 de abril de 2010. [Citado el: 22 de abril de 2011.] http://www.elcolombiano.com/BancoConocimiento/B/bajan_falsos_positivos_pero_hay_trabas_a_procesos/bajan_falsos_positivos_pero_hay_trabas_a_procesos.asp.5. EFE. www.elcolombiano.com. [En línea] 27 de mayo de 2010. [Citado el: 22 de abril de 2011.] http://www.elcolombiano.com/BancoConocimiento/O/onu_advierte_sobre_alta_impunidad_en_falsos_positivos/onu_advierte_sobre_alta_impunidad_en_falsos_positivos.asp.6. COLPRENSA. www.elcolombiano.com. [En línea] 17 de febrero de 2010. [Citado el: 23 de abril de 2011.] http://www.elcolombiano.com/BancoConocimiento/M/mario_dijo_que_ayudo_en_180_falsos_positivos/mario_dijo_que_ayudo_en_180_falsos_positivos.asp.<br />

×