Ce diaporama a bien été signalé.
Nous utilisons votre profil LinkedIn et vos données d’activité pour vous proposer des publicités personnalisées et pertinentes. Vous pouvez changer vos préférences de publicités à tout moment.
Cosas de Familia¡Quién te dio permiso!, ¿eh?- Fue lo último que alcanzó a escuchar Mario, antes deque su padre lo agarrara...
Cosas de Vecinos-Nada más vuelves a tocar el timbre de esa forma y te doy tus trancazos. -Le dijo Irenea Toño, en actitud ...
Por andar de “Grillo”Eso se saca por andar de "grillo". Siempre está criticando todo. Qué si el maestro dio mal laclase o ...
__________________________________________________________________________________________________________________________...
Prochain SlideShare
Chargement dans…5
×

Casos 4°A

  • Soyez le premier à commenter

  • Soyez le premier à aimer ceci

Casos 4°A

  1. 1. Cosas de Familia¡Quién te dio permiso!, ¿eh?- Fue lo último que alcanzó a escuchar Mario, antes deque su padre lo agarrara del pelo y lo aventara violentamente contra el suelo.-¡No le pegues, no le pegues, por favor!- Gritó desde la cocina la mamá de Mario,dirigiéndose a su esposo, mientras corría a socorrer al muchacho.Como respuesta, Salvador le contestó, -¡Pues ya sabe que en esta casa nadie tienederecho a usar el teléfono sin mi autorización!-Pues sí, Chava, -dijo Luisa, mientras levantaba a su hijo del piso- pero el niño está ensu casa y también tiene derecho a usar las cosas que hay en ella.-¿Cuál niño, cual niño? ¡Tu hijito ya tiene 16 años, y si quiere tener derechos, por lomenos debería de ayudar con el quehacer de la casa. No que nada más se la pasacolgado del teléfono cotorreando con sus cuates!- Alcanzó a replicar Salvador, antesde salir de la casa azotando la puerta.Luisa apretó a Mario contra su cuerpo, tratando de consolarlo, mientras le decía: -Ya vez hijo, obedece a tu padre para que ya no te pegue.Mario, con el llanto escurriendo por las mejillas y con la voz entrecortada, sólo repetíapara sí mismo. - Pero ya verá, antes de largarme de la casa le voy a decir susverdades...-No mi amor, no hagas eso- decía tímidamente la madre, con la angustia reflejada enel rostro y con el deseo de encontrar la forma para que su hijo y esposo lograranponerse de acuerdo.La voz de nuestra concienciaHay quienes dicen que los problemas son como la sal de la vida. Es decir, que sirvenpara darle sabor y hacerla más intensa e interesante. Sin embargo, hay problemas quenos roban la paz y destruyen las relaciones de amor y afecto que mantenemos connuestros seres queridos.Si tuvieras la oportunidad de ayudar a Luisa a solucionar su problema familiar, ¿qué leaconsejarías hacer?______________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________
  2. 2. Cosas de Vecinos-Nada más vuelves a tocar el timbre de esa forma y te doy tus trancazos. -Le dijo Irenea Toño, en actitud retadora.-¡Pues bájale a tu música! -le respondió Toño, con la cara enrojecida por el enojo.-¿Ah, sí? Y cuando tú traes a tus amigotes a escandalizar al edificio, ¿quién te dicealgo?-Pues estoy en mi derecho, es mi casa...-¡Tú lo has dicho! Yo también estoy en mi casa y puedo escuchar música cuandoquiera y al volumen que mejor me parezca.-Pero agarra la onda, estoy estudiando para mi examen y con tu ruidote no me puedoconcentrar.-Ese no es mi problema -dijo Irene en tono burlón- El otro día también yo estabaestudiando y con el cotorreo que te traías, tampoco me podía concentrar y nunca fui atocarte a tu casa. Así que ya estamos a mano.-¡Órale pues! Pero ya te advertí, si no le bajas me cae que vengo y...-¿Y qué jovencito? - interrumpió doña Lorena, vecina de ambos- Parecen enemigos enlugar de vecinos. ¿A poco yo me quejo de los ruidos que hacen los dos? La verdad,ustedes son unos desconsiderados con todos los vecinos y un día van a provocar unproblema mayor. ¿No creen que ya deberían de ponerse de acuerdo? -ConcluyóLorena, antes de continuar su marcha.La voz de nuestra concienciaDicen que para casarse y pelearse, siempre hacen falta dos. Y nosotros opinaríamosque también para solucionar los conflictos.Ahora que si de opinar se trata, ¿cuál crees que sería una buena medida para queToño e Irene solucionen sus diferencias?____________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________
  3. 3. Por andar de “Grillo”Eso se saca por andar de "grillo". Siempre está criticando todo. Qué si el maestro dio mal laclase o que los baños de la escuela siempre están sucios.Hasta ha dicho que nosotros deberíamos de preocuparnos por los problemas que pasan en elpaís... La verdad, yo no lo entiendo. -Decía Jaime a Lupe, con aire de reproche.-Lo que pasa es que a ti te cae mal, desde que lo nombramos jefe de grupo el año pasado. -Lecontestó la muchacha, mientras cerraba su cuaderno.-Además, el maestro de "mate" le dijo que no era culpa del director el que faltara material paratrabajar en los talleres. Que en lugar de andar sonsacando a los compañeros para que sequejaran, mejor deberían de cooperar para comprar lo que falta. -Replicó Jaime.-Pues eso pensaba hacer el "fachas" cuando nos dijo que integráramos una comisión parahablar con el maestro de taller; y ya entre todos plantearle el problema al director. -InsistióLupe, enojada.-Pues si, eso hubiera estado bien; pero empezaron a hablar con los de primero y tercero, yahora resulta que ya en todos los talleres falta material. Luego los de tercero se avientan la "puntada" de llamar a toda la escuela a una asamblea y yaves lo que pasó: nadie entró a clases después del descanso y por eso el prefecto los reportó. -Dijo Jaime.-¡Y qué! Eso no era motivo para que expulsaran al "fachas". El director primero debió depreguntar de qué se trataba el asunto. Entonces qué, vas a firmar la carta, ¿o no? Sóloestamos pidiendo que no lo expulsen. Además ya lo sabe la tutora del grupo y los maestros delos talleres; todos están apoyando para encontrar una solución al problema. ¿Le entras o no? -Terminó diciendo Lupe, mientras extendía la lista con los nombres y firmas recabadas.La voz de nuestra concienciaDice el dicho que las cosas se ven de acuerdo con el cristal que las mires. Muchasveces podemos ser juzgados negativamente por lo que hacemos. Pero si nohacemos nada frente a los problemas que nos afectan a todos, ¿estaremosactuando correctamente?Si estuvieras en el lugar de Jaime, ¿qué harías____________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________
  4. 4. ______________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

×